Páginas vistas en total

miércoles, 6 de abril de 2011

Ya se está montando la PASARELA DEL POSTIGUET

La avenida Juan Bautista Lafora ha amanecido hoy con la pasarela que la cruza para unir el Raval Roig con la playa del Postiguet, desmontada el 15 de diciembre para acometer su rehabilitación y reforma integrales. Los operarios de Ecisa, empresa adjudicataria del proyecto, comenzaron a colocarla anoche, entre las 23.00 y las 07.00 horas, para lo que fue necesario cortar el tráfico en la avenida.









No obstante, aún habrá de pasar un mes, aproximadamente, según calculó ayer la concejal de Imagen Urbana, Oti García Pertusa, hasta que los vecinos puedan cruzarla, dado que el montaje de su estructura básica aún ha de prolongará dos noches más y después habrá que colocarle los nuevos elementos proyectados, como las barandillas, el suelo de madera y la iluminación rasante tipo led. De este modo, no estará disponible, al menos, hasta principios de mayo, lo que supone un retraso considerable respecto a los planes iniciales, que apuntaban a que estuviese lista en enero de este año, y también a los plazos establecidos en el contrato de adjudicación, que hablaban de culminar el montaje a finales de marzo.
Para evitar más dilaciones, esta misma semana la concejal de Imagen Urbana tiene previsto reunirse con representantes de Ecisa, para instarles a acelerar el proceso en lo posible. Por otro lado, las obras de construcción del ascensor que comunicará la pasarela de forma directa con la calle Virgen del Socorro, para hacerla accesible, también acumulan retrasos. Así, aunque ya se han realizado trabajos preparatorios de la zona, las obras no comenzarán a ejecutarse hasta el 15 de abril, dado que hasta el lunes no se firmó el acta de replanteo. Esto supone que, dado que el plazo de ejecución es de dos meses, este ascensor no estará listo, al menos, hasta mediados de junio, cuando estaba previsto que las obras empezasen en enero y concluyesen a finales de marzo o principios de abril. Esta vía de comunicación salvará los seis metros que separan el Raval Roig de la pasarela. Será interior, es decir que se construirá dentro de la roca, y solo será visible desde el exterior la cabina superior, que dará a la calle Virgen del Socorro. En la parte inferior habrá un emboquillamiento que dará directamente a la superficie de la pasarela. Además del ascensor, se mantendrán las escaleras de piedra.
La antigua pasarela, que era metálica, se ha sometido a un tratamiento de impregnación y la han limpiado con chorros de arena.
Posteriormente, se ha envuelto con una cubierta de composites plásticos, un material elaborado con plástico y fibra de vidrio, muy resistente y ligero, que se utiliza habitualmente en la construcción de barcos y aviones.
Sobre esta cubierta colocarán barandillas transparentes de metacrilato que evitarán posibles caídas y servirán como elemento de apoyo.
El suelo estará fabricado en madera tratada y contará a ambos lados con luz rasante, lo que contribuirá a afianzar su semejanza con una embarcación. La superficie de la nueva pasarela estará preparada para facilitar su mantenimiento ya que se puede tratar, lijar o pulir sin problemas. Además, llevará un tratamiento antigrafiti.
La concejal de Imagen Urbana, Oti García-Pertusa, explicó ayer que su departamento hará «lo posible» para que la pasarela y el ascensor estén listos «cuanto antes» para «el disfrute de los ciudadanos».
Las noches de hoy y de mañana, de 22.30 a 07.00 horas, volverá a cortarse al tráfico la avenida Juan Bautista Lafora por el montaje.
Información Las Provincias
Fotos: Ignacio Castón 
Dpto. comunicación Pablo Salcedo

No hay comentarios:

Publicar un comentario